¿Qué alimentos puedo comer esta Navidad?

¿Qué alimentos puedo comer esta Navidad?

Evitar la comida en Navidad no es tarea sencilla, lo sabemos. No caer en la tentación es prácticamente imposible. Comida, bebida, dulces… Con tal cantidad de excesos, no es de extrañar que descuidemos nuestra figura.

Es más, según la Sociedad Española de Hipertensión Española, se estima que durante las fiestas ganamos entre tres y cuatro kilos. Pecamos de “ingenuidad” y nos creemos que con la regla del “si sólo es uno, no pasa nada”, sirve.

Pero para eso estamos aquí, para demostrar que en Navidad, se puede comer sano y bien. Eso sí, es posible que tengas que rechazar educadamente ese pedacito de turrón de chocolate, que te ofrece tu tía.

Empezar el año nuevo sin estrenar una talla más de pantalón, sí es posible. ¡No pierdas detalle!

Marisco:

Es el rey de la Navidad, está buenísimo y uno de los alimentos por los que puedes optar, sin engordar. Son ricos en proteínas de calidad y además nos aportan hierro, potasio, sodio y magnesio. No te reprimas y apuesta por toda clase de marisco: langostinos, centollas, langosta, bogavante, gambas…

Pescados blancos:

Son ricos en proteínas, y muy bajos en carbohidratos y grasas. Perfectos como plato principal en comidas y cenas. Puedes optar por bacalao, besugo, dorada, rape, lubina, rodaballo, cabracho… Si te gusta el pescado, es la mejor elección.

Setas:

Están de temporada, son ricas en potasio, contienen una gran cantidad de agua y muy pocas calorías por ración. Son una perfecta opción como guarnición o aperitivo. ¡Cocínalas al vapor o a la parrilla!

Espárragos:

Es otro alimento muy socorrido como guarnición, además el 90% de su composición es agua y no tienen casi nada de grasa. Eso sí, ¡ni hablar de acompañarlos con mayonesa u otras salsas!

Pavo:

Si eres más de carne, deja aparcado el cordero o el cochinillo y apuesta por el pavo. Es una carne rica en proteínas y minerales, como el hierro, magnesio, fósforo y potasio. Y lo que más nos interesa, baja en grasa. Eso sí, nada de rellenarlo o acompañarlo con salsas contundentes. Y cuidado con la guarnición, mejor verdura, pero si eliges patatas que sean cocidas.

Pulpo:

Otro de los manjares permitidos esta Navidad. Además de estar buenísimo, es bajo en hidratos y grasa. Lo puedes acompañar de un chorrito de aceite de oliva virgen, ideal para la asimilación de comidas abundantes.

Mejillones y almejas:

Son el complemento ideal a nuestro menú navideño, no engordan casi nada y son una excelente fuente de hierro. A la hora de la preparación, mejor si los hacemos al vapor y sin abusar de salsas.

Fruta seca:

Perfecta para incluirla en el postre o en la bandeja de dulces y evitar la tentación. Aporta una gran cantidad de minerales, grasas buenas, fibra y vitamina E, con función antioxidante.

Chocolate negro:

Si eres chocoadicto y no puedes pasar estas fiestas sin probar ni pizca de chocolate, entonces opta por el chocolate negro puro. Con moderación, es un alimento rico en antioxidantes, minerales como el potasio y contiene menos grasa que otros dulces, como el chocolate con leche o el turrón.

Ya no hay excusa, esta Navidad no pases hambre y disfruta de una cena saludable, incluyendo este tipo de alimentos, buenos para el organismo. Pasad una muy buena Navidad y disfrutad de estas fiestas. ¡En Personal os esperamos para empezar el año con fuerza!

SUSCRIBETE A NUESTRA NEWSLETTER

Estarás informado de todas las novedades de Personal By Marta Rosado: nuevas clases, ofertas y muchas cosas más...

 

¿Te las vas a perder?

Nuestro compromiso es el tuyo

Nos comprometemos 100% en tu entrenamiento personal... ¿Y tú?

Estoy de acuerdo con la política de privacidad

 

GRACIAS POR SUSCRIBIRTE A NUESTRA NEWSLETTER

MUY PRONTO TENDRÁS NOTICIAS NUESTRAS